MyMadness : El teatro de la Fashion Week

El mundo de la moda esconde muchos secretos, algunos más oscuros que otros, a los que no todo el mundo tiene acceso. La locura que tiene lugar entre bastidores antes, durante y después de un desfile es uno de ellos. Unos minutos de estrés que comparten diseñadores, modelos, estilistas, maquilladores y los fotógrafos que buscan enseñar esa parte algo desconocida de toda Fashion Week. Pero a veces una imagen no vale más que mil palabras.
Como ocurre con cualquier gran evento, la preparación previa requiere esfuerzo y una gran cantidad de nervios. Limar detalles de medio año de trabajo desde luego estresa a cualquiera. ¿Qué ocurre minutos antes de que los modelos pisen la pasarela? Mientras los invitados se sientan, encontramos al equipo de estilistas que, con una brocha en una mano y un peine en la otra, persiguen a los modelos por todo el espacio. Moños que se desmoronan, uñas falsas que se pierden por el camino, arrugas invisibles en camisas que no están arregladas correctamente… Hay que estar prevenidos, nada puede fallar.
fashion-week-2
Si tuviera que buscar una analogía al movimiento que tiene lugar detrás de la pasarela, sería el de los bastidores de un teatro. Ambos tienen el mismo procedimiento y ambiente antes de su propia función: tenemos a los modelos que interpretarán su papel al desfilar por el “escenario”, y al “director”, que quiere mostrar su obra de la manera más perfecta posible. Música, luces. Los modelos deben salir en el momento oportuno, y para ello ¡hay hasta un apuntador! Tras cada señal del mismo, el modelo cambia su expresión y se mete en el personaje. Mientras, el diseñador se mueve de un lado a otro ultimando los detalles a la vez que mantiene un ojo en la gran pantalla que muestra el desfile.
Pero entre estos dos espectáculos hay una diferencia esencial: el tiempo. Las obras se dividen en actos, dándoles cierta tranquilidad a los actores a la hora de cambiarse de vestuario, los modelos apenas tienen unos cuantos segundos para hacerlo. Desde que dejan la pasarela empiezan a desvestirse, todo mientras aceptan de nuevo los retoques de los maquilladores, las directrices del diseñador y posan ante las cámaras que no paran de bombardearles a fotografías hasta iluminar la oscura sala. Mucho ruido y poco tiempo.
fashion-week-7
Se acerca el acto final y los nervios llegan a su punto álgido. Es el momento en el que todos los modelos deben salir en fila y mostrar la obra en su totalidad. El backstage entonces contiene el aliento mientras todas las miradas se dirigen al monitor, confiando en que esos últimos segundos transcurran sin imprevistos, y analizando la reacción del público. A pesar del aparente caos de los últimos minutos, todo estaba bajo control, resultado de mucha preparación y coordinación. Los aplausos comienzan de nuevo, y la breve aparición del “director” en el escenario tiene lugar. Más aplausos tras volver a la sala, saludos del diseñador al equipo y a las personas VIP que se acercan tras el desfile.
Y ahí concluye medio año de trabajo y esfuerzo, de forma muy rápida. El siguiente paso es pensar en la próxima colección, aunque eso puede esperar hasta que termine la after party.

Artículo para My Madness

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s